Frijol, una fuente importante de proteína

Portada frijol

Plagas y enfermedades que lo afectan y como prevenirlas para evitar pérdidas económicas.

El frijol (Phaseolus vulgaris) es de los cultivos principales en El Salvador, según datos oficiales en la temporada de 2016-2017 se cultivaron 177,498 manzanas, con una producción promedio de 15 quintales/Manzana. El frijol es una fuente importante de proteína, por lo que es parte fundamental de nuestra dieta alimenticia, el frijol rojo es el preferido por los salvadoreños.

En su mayoría se cultiva en la fase de salida de la época lluviosa (agosto-septiembre), ya que se cultiva en relevo con el maíz. Esta época de siembra es muy favorable para la cosecha y recolección del frijol, debido a que normalmente las lluvias han disminuido y permite que los agricultores puedan evitar pérdidas de los granos por exceso de humedad.

Durante la fase de cultivo el frijol es susceptible a ser atacado por plagas y enfermedades que tienden a causar daños, tales como: pudriciones de semilla previo a la germinación, pudriciones de plántulas, perdida del sistema radicular, daños a las hojas, abortos florales, perforaciones de vainas y perforaciones a los granos.

Es importante mantener la vigilancia de los cultivos, realizando muestreos constantemente, para identificar presencia o daños de hongos, bacterias, ácaros e insectos; que son los principales agentes causantes de daños. Los muestreos deben realizarse de preferencia en frescas de la mañana o al final de la tarde, ya que las plagas tienden a ser mas activos en horas frescas, en horas de mucho calor las plagas tienden a ocultare. Para hacer el muestreo es necesario que el agricultor camine por toda la parcela, idealmente que camine haciendo un zigzag, para que pueda recorrer la mayor cantidad de área posible y lograr obtener un panorama general del estado del cultivo y posibles daños que podamos observar.

Manejar un cultivo es como todas las cosas importantes en la vida, debemos prestar atención a cada detalle y debemos comenzar colocando unas buenas bases. 
Para garantizar cosechas abundantes de frijol debemos cuidar la cantidad de plantas por manzana, a mas plantas mas cosecha a menos plantas menos cosecha, esto es cierto hasta el punto de potencial de producción de cada variedad (no exceder el máximo de plantas sugerido). Si logramos garantizar que todas las plantas lleguen a producción tendremos excelentes resultados. La etapa mas crucial para cuidar las plantas es desde el momento de la siembra a 10-15 días después de la siembra, ya que en esta fase cualquier ataque de plagas y enfermedades nos hará perder la planta y esta de puede brotar; los daños posteriores solo dañan follaje, es dañino pero no tanto como en las etapas tempranas del cultivo.

Por lo anterior SAGRISA te recuerda que debes usar FUERTE, tratador de semilla de amplio espectro que protegerá el cultivo durante la fase mas delicada. Deberás aplicar 1 frasco de FUERTE por cada 50 libras de semilla. Esto garantizará que las semillas logren germinar y emerger del suelo, evitando perdidas de plántulas.

Si observas pudriciones de plantas en las etapas iniciales deberás hacer muestreo y validar si el daño es causado por hongos, si este es el caso, debes aplicar un fungicida para evitar daños al cultivo. Puedes aplicar Combo Foraxil + Luxazim.
Posterior a 8-10 días de siembra debes iniciar los controles de plagas y enfermedades del follaje, para estas acciones SAGRISA  te recuerda que puedes usar como referencia de días de aplicación los detallados en el Plan fitosanitario de Frijol - Sagrisa.

Artículo escrito por: Ing. Jeremías Vasquez- Supervisor de ventas en Agroservicios de Sagrisa.